lunes, 13 de julio de 2009

La educación estadística

Para comenzar haré una reflexión sobre la educación estadística fuera del aula, partiendo de la preparación y la necesidad de la estadística en nuestro país. Tal como lo plantea el documento “situación actual y perspectivas futuras de la didáctica estadística” la creciente demanda en el uso de métodos estadísticos cada vez más sofisticados, particularmente en ámbitos gubernamentales, financieros, industriales y científicos, han creado la urgente necesidad de establecer un programa de entrenamiento en Estadística al más alto nivel para el progreso de nuestro país.

Al ver esta necesidad de saber estadística para nuestro futuro se introduce con gran fuerza en los colegios (enseñanza básica y media), pues no sólo los que desean ser doctores en estadística o los investigadores que producen ciencia deben recibir educación estadística, sino todos los ciudadanos de nuestro país, ya que el lenguaje estadístico se incorpora crecientemente a nuestra vida diaria, la utilización correcta de técnicas estadísticas es cada vez más frecuente y el público es cada vez más crítico con respecto a los resultados que se le presentan.

Ahora, lo que nos destaca a todos cuando jóvenes es la curiosidad, el querer descubrir, el querer conocer y el estar informados, ver todo reflejado en lo real, es decir, en nuestro alrededor, cuando adolescentes estamos llenos de energía que queremos gastar pero en cosas que nos interesen y que nos motiven, pero lamentablemente no es nada relacionado con las matemáticas ni con la estadística, pues es muy poco lo que se sabe de la estadística a medida que transcurren los años de escolaridad, además son fórmulas o tablas que debemos llenar o bien jugar con una moneda o dado pero nada más. Así se mira o mejor, así miramos la estadística en la escolaridad, ahora veo la falta de la información que no se nos fue entregada y entiendo cuando mis compañeros decían “pa’ qué me sirve esto” “mejor copio total, no lo voy a necesitar nunca más” ahora veo cuantos vacíos quedaron en ellos, es lamentable.Estos problemas o pensamientos no están ausentes en el día de hoy, pues se enseñan formulas sin sentido, sin información adicional y sin su definición u origen, ¿cómo uno puede aceptar las cosas porque sí? Esto nadie lo tolera. Es necesario aceptar que los estudiantes son seres analíticos y pensantes que para aprender algo deben procesarlo, conocerlo y trabajarlo para entender su utilidad; todo en la estadística es útil para mejorar nuestro pensamiento y nuestra vida.

Vemos que en los colegios se trabajan ejemplos con notas, pesos, estaturas, edades, etc., pero muchos de los profesores no analizan los resultados y no explican lo que quieren decir los números obtenidos o por qué está malo el resultado de algún estudiante. Lo que es peor, es que muchos profesores cuando detectan los errores que cometen frecuentemente los estudiantes no diseñan actividades que los ayuden a aclarar sus dudas y a hacer mas fructífero su proceso de aprendizaje. Olvidan que en la actualidad, el error ha dejado de ser algo a penalizar para convertirse en una fuente valiosa de información, en una señal de hacia dónde se debe reorientar el proceso de enseñanza-aprendizaje. Es también un recurso de motivación, una oportunidad para que el alumno argumente, discuta y evalúe sus conocimientos, para lograr una mejor comprensión y una mayor familiaridad con el razonamiento lógico y estadístico.

Estas ideas son las que han origen a éste blog, además son consistentes con un cambio en el paradigma pedagógico, pues ahora lo que se propone es abandonar la búsqueda de la respuesta exacta como única alternativa (lo que no deja de ser una forma de condicionamiento) para optar por el trabajo más enriquecedor que consiste en reflexionar críticamente sobre las propias producciones.
Herbert George Wells, autor de The War of the Worlds y The Time Machine, decía: “el pensamiento estadístico será algún día tan necesario para el buen ciudadano como la habilidad para leer y escribir”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada